No hay final (relato)

 
 
Hace mucho que me
siento así, he perdido la cuenta de los días que he pasado sintiendo que cometí
el peor error de mi vida.
¿Nunca te ha pasado
el añorar lo que creías que te hacía daño, y luego averiguar que era tu culpa
que te hiciese daño?
Le echo tanto de
menos… Pensaba que dejándole marchar haría lo mejor para él, creía que sería
bastante fuerte para resistirlo porque era el gesto más altruista que podría
hacer por él. Pero aquí estoy, llorando todos los días amargamente al verle y
no tenerle.
Saber que no te ama
y que tú le sigues amando con toda tu alma es un puñal que cada día te destroza
un poco más hondo, forma una herida que no es capaz de cerrarse, sólo te
permite llorar sin medida hasta acabar rendida y con dolor de cabeza. Odio que
todos por la calle vean mis ojos, delatores de mi sufrimiento, odio tener que
tomar ibuprofeno para poder ser una medio persona y no pasar todo el día en la
cama lamentándome, odio saber que cometí el mayor error de mi vida y que ya no
tiene vuelta atrás. Odio ver cómo destrocé mi vida perfecta, justo la vida que
quería, la que siempre soñé, odio haber estropeado el haber alcanzado mi meta.
Tengo tanto miedo…
Miedo a no volver a encontrarme bien, a que mi corazón resquebrajado no vuelva
a recomponerse, miedo a no conseguir que me ame de nuevo, miedo a que quiera
irse con otra. Miedo a caer en un pozo sin fondo del que no pueda salir nunca
más. Miedo a estar tan sola que no tenga apoyo para levantarme.
Te amo. Te amo
tanto que me duele hasta en lo más profundo. Me duele que hayas dejado de
amarme, no concebía una realidad en la que no lo hicieses. Intento resignarme,
te prometo que sí, pero siento tantas cosas dentro de mí que no puedo evitar
ser unas cataratas de sufrimiento.
Sigo entregándote
toda mi alma cada día, y no quiero seguir haciéndolo, tengo que ponerme una
coraza y protegerme de ti, porque sino jamás podría levantar cabeza. Quiero que
vuelvas a ser mío de corazón, que vuelvas a besarme con el mismo amor y entrega
que hace tiempo, no quiero acostumbrarme a esta ausencia definitiva.

 

Sólo espero que
todo esto merezca la pena. Por ti.

Anterior

Meme: Manías inconscientes mientras lees

Siguiente

¡Ya hay suscripción!

  1. Intenso, muy intenso. ¡Me gusta!
    Besotes!!!

  2. Gracias, ha salido de lo más profundo ^^.

    ¡¡Muacks!!

  3. Muy bonito pero muy triste.

    Saludos

Deja un comentario

Creado con WordPress & Tema de Anders Norén